EL NUEVO DIARIO, LIMA.- El candidato presidencial Pedro Castillo afirmó este jueves que en Perú “ha llegado el momento de no mirar ideologías, ni el color de la piel” para “concretar el clamor del pueblo” de tener un Gobierno que recupere “la riqueza para tener un país industrializado y próspero”.

Castillo, un profesor izquierdista que disputará este domingo el balotaje con la derechista Keiko Fujimori, presidió un mitin de cierre de campaña desde el balcón de la sede de la Confederación General de Trabajadores del Perú (CGTP), la mayor central sindical del país, en la plaza Dos de Mayo de Lima.

“Traigo el saludo de aquellos hombres y mujeres que no tienen voz, de aquellos que aún están en el anonimato, que aún son consideradas personas de tercera o cuarta categoría. Ha llegado el momento de no mirar ideologías, de no mirar el color de la piel, todos somos peruanos”, enfatizó el candidato ante una multitud enfervorizada de seguidores.

“EL CLAMOR DEL PUEBLO”

Mientras miles de sus seguidores lanzaban lemas como “en costa, sierra y selva, Pedro presidente” y “se siente, se siente, Pedro presidente”, Castillo pidió a sus compatriotas que “se vea concretado el clamor del pueblo de acá a unas cuantas horas”.

El candidato alentó a sus seguidores a que no desmayen y afirmó que “la lucha recién comienza el 7 de junio”, por lo que llamó “a todo el pueblo peruano para ser vigilantes de la democracia a nivel nacional”.

“El día 6 de junio no nos dejemos robar la esperanza de este pueblo, no nos dejemos robar este sueño”, agregó antes de decir que los peruanos deben “recuperar la riqueza del país” y expresar su “más sincero reconocimiento” a los obreros, los maestros y a sus “hermanos ronderos”, los guardias campesinos de las localidades andinas del país, que integró en la provincia norteña de Chota.

“Este será un gobierno del pueblo para reivindicar al pueblo, al campesino, a la agricultura, a los pescadores… todo es posible y será posible por la voluntad de Dios”, enfatizó.

Castillo ofreció, en ese sentido, que su Gobierno le declarará “la guerra a la delincuencia” y al narcotráfico y convocó “a todos los peruanos a luchar contra los corruptos”.

El candidato también agradeció “a los embajadores de muchos países”, así como a los representantes de la Organización de Estados Americanos (OEA) y de la Unión Europea (UE), con los que informó que se reunió en las últimas horas y “también están comprometido en ver este proceso, esta fiesta democrática”.

RECUPERAR EL GAS Y CONVOCAR A REFERÉNDUM

Castillo reiteró varias de sus principales propuestas de campaña, entre las que está “recuperar” el gas natural del yacimiento de Camisea y “convocar a una Asamblea Nacional Constituyente” para cambiar la Constitución de 1993, dada durante el Gobierno de Alberto Fujimori (1990-2000), el padre de Keiko.

“Al Perú y al mundo le decimos, en el marco de esta fiesta democrática: vamos a ser respetuosos de esta Constitución hasta que el pueblo lo decida”, acotó.

También reiteró su compromiso de lograr que todos los peruanos mayores de 18 años estén vacunados contra la covid-19 el próximo 31 de diciembre y de trabajar para recuperar la economía nacional, duramente golpeada por la pandemia.

Pidió, además, “tranquilidad” al pueblo peruano, a los empresarios y “a todas las personas que los han venido asustando” y rechazó las acusaciones de sus rivales políticos que afirman que es “comunista” y “chavista” y quiere “robar” la propiedad privada.

“Dicen que te van a robar, cuando hasta tu dignidad te han robado”, sostuvo antes de asegurar que “el pueblo ha despertado” en Perú y es “inteligente”.

El candidato afirmó que un Gobierno suyo no permitirá “que en un país tan rico nuestros hijos estén con hambre” y anunció que renunciará al sueldo vitalicio que reciben los presidentes y reducirá el sueldo de los ministros y congresistas.

“Hoy el Perú se ha puesto de pie y por eso es el temor, porque saben que se acabó la mamadera, se acabó la planilla dorada”, concluyó en medio del clamor de sus seguidores.