EL NUEVO DIARIO, SANTO DOMINGO.- El ministro de Educación, Antonio Peña Mirabal, aseguró este martes que tal y como estableció el Consejo Nacional de Educación (CNE), el año escolar 2019-2020 tiene previsto concluir el 19 de junio próximo como está establecido.

Explicó que hasta el 12 de marzo, último día de clases presenciales, se había impartido el 70 por ciento del contenido curricular, por lo que se busca la forma de dar prioridad a los “elementos fundamentales” del 30 por ciento restante para hacer un reforzamiento.

“Veremos si el próximo año escolar lo podemos adelantar un poco y ofrecer en los primeros 30 o 45 días ese reforzamiento de los contenidos que no hemos podido dar de manera virtual, correspondiente a ese 30 por ciento y, de esa manera, poder complementar la conclusión de este año escolar con el próximo”, explicó en nota de prensa.

Peña Mirabal aclaró que el Ministerio de Educación (Minerd) “nunca” se ha referido a la extensión del presente año escolar, sino que lo que se está haciendo en este período de cuarentena es que los docentes han creado un ambiente de escolaridad con los estudiantes en sus hogares, a través de la plataforma en línea minerd.gob.do que la institución ha puesto a disposición o mediante las redes sociales.

Dijo que en el portal habilitado por el Minerd hay contenido permanente del currículo educativo, el cual ha recibido 600,000 visitas en el período de cuarentena.

“Es decir, que en el Ministerio de Educación no se ha hablado de extender el año escolar”, precisó el funcionario.

Aseguró que el organismo ha comprobado que alrededor del 80 por ciento de las familias de los estudiantes a nivel nacional han recibido los contenidos educativos, colgados en las diferentes plataformas digitales.

“Gracias a todas esas computadoras que se han entregado a maestros y estudiantes, estos han podido acceder de manera permanente a la página que hemos puesto a su disposición, es decir, no se puede hablar de pérdida del año escolar porque hemos avanzado en más del 70 por ciento en el contenido curricular”, afirmó Peña Mirabal.

Informó que para los estudiantes que no tienen acceso a Internet, se han elaborado unas guías didácticas para que las familias puedan ayudar a sus hijos respecto a los contenidos impartidos y los que están en el currículo.

Aseguró que se han distribuido más de tres millones de ejemplares de esas guías didácticas en todo el territorio nacional “de tal manera que el que no pueda conectarse, pueda tener la orientación de lugar”.

Con relación a las Pruebas Nacionales, el ministro dijo que deben aplicarse de manera obligatoria, aunque no con la misma rigurosidad.

En ese sentido, precisó que el curso de la pandemia dirá si se imparten de manera presencial o virtual.

Peña Mirabal manifestó, por otra parte, que el Ministerio de Educación servirá como mediador para dirimir cualquier diferencia económica que pueda existir entre las familias con los colegios privados.

En tal sentido, dijo que la institución educativa, a través de la Dirección de Colegios Privados, recibirá cualquier queja y acompañará a las familias a reclamar sus derechos.